Connect with us

Quintana Roo

Posible libertad para Roberto Borge: Detención domiciliaria tras dos años en prisión

Un giro legal podría cambiar el destino del ex gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge Angulo, quien podría abandonar las rejas de la cárcel para cumplir prisión domiciliaria.

El panorama legal del exmandatario quintanarroense, Roberto Borge Angulo, podría dar un vuelco significativo, ya que un juez federal le ha concedido la posibilidad de cumplir su condena por lavado de dinero desde la comodidad de su hogar.

La decisión del magistrado se sustenta en una jurisprudencia de la Corte, que establece la revisión de la prisión preventiva tras dos años de reclusión, según revelan informes del Poder Judicial de la Federación, difundidos por el medio Reforma.

Esta nueva medida implica que Borge deberá portar un brazalete electrónico, pero antes de saborear la libertad, deberá desembolsar una garantía de 10 millones de pesos. En caso de una condena, el exgobernador se enfrentaría al retorno inmediato a la cárcel.

El político, quien fue capturado en Panamá el 4 de junio de 2017 y extraditado a México al año siguiente, ha permanecido recluido en el Centro Federal de Readaptación Social de Ayala, Morelos, desde entonces.

Advertisement

Los Cargos de Borge Angulo

Roberto Borge, quien ostentó el cargo de gobernador de Quintana Roo desde 2011 hasta 2016, se enfrenta a una serie de acusaciones relacionadas con presunto aprovechamiento de poder, desempeño irregular de la función pública y peculado durante su mandato.

Las autoridades federales le imputan su participación en la venta de terrenos estatales a precios por debajo del mercado y en la adquisición irregular de una empresa dedicada a embarcaciones turísticas.

A pesar de que en octubre pasado logró un amparo para revocar la sentencia por operaciones con recursos de procedencia ilícita y falsificación de moneda, esta victoria legal no le ha permitido abandonar la prisión debido a otras acusaciones pendientes.

El arresto de Borge se llevó a cabo en junio de 2017, apenas dos días después de que un juez emitiera una orden de captura en su contra y otros cuatro posibles cómplices por una millonaria operación de compraventa de tierras estatales en Quintana Roo, con el supuesto propósito de lavado de dinero.

La sociedad espera con expectación el desenlace de este caso que ha mantenido a Roberto Borge en el centro de la atención pública, mientras el exgobernador se prepara para una nueva etapa en su proceso legal, ahora desde la comodidad de su hogar.